Domingo, 05 de julio de 2009

Esteban estaba en su habitación en aquella noche tormentosa. La lluvia caía estrepitosamente, y los truenos hacían que aquella pequeña habitación retumbara. Tal vez esa clase de miedo era para un niño pequeño, pero no para un hombre como Esteban.

Esteban decidió ir al baño, y de paso ir a la cocina por algo de comida, ya que no lograba conciliar el sueño. Se vio una enorme luz, seguida casi inmediatamente de un trueno. Las luces de la casa de esteban se apagaron por completo.

- Un apagón, en que mal momento - exclamo Esteban, a pesar de que estaba solo.

Quizá hablaba solo, para tranquilizarse un poco, sin embargo, aquel apagón en lugar de tranquilizarlo, lo perturbo un poco mas. Esteban camino hacia la cocina, y casi a tientas, logro llegar hacia ella, ya que la oscuridad que había en aquel lugar hacia que no se mirara nada. Cuando los ojos de Esteban lograron adecuarse un poco a la oscuridad, decidió ponerse a buscar la linterna que tenia en la alacena. Sin embargo, no la logro encontrar, en aquel momento otro relámpago, hizo que la cocina se iluminara por un momento. Juan creyó haber divisado a alguien en una esquina de su cocina. De nuevo el trueno, retumbo casi al instante.

- Debe ser únicamente mi imaginación - Pensó Esteban

Logro encontrar los fósforos sobre su estufa, y decidió encender uno. Sin embargo al momento de encenderlo, este se apago rápidamente, un viento frio recorrió aquella cocina. Esteban tenia un gran escalofrió que recorrió toda su espalda, y en lugar de seguir buscando su linterna, decidió mejor regresar a su habitación.

Esteban camino de nuevo hacia su habitación, cuando de repente otro relámpago ilumino el pasillo por donde andaba, creyó haber visto a alguien al final del pasillo, en la puerta de su habitación, y de nuevo otro escalofrió recorrió la espalda de Esteban.

- Es tan solo mi imaginación, dejare de ver películas de miedo

Esteban pensó en voz alta, para quitarse un poco el miedo, cuando de nuevo otro relámpago volvió a iluminar el pasillo, la luz parecía estar al lado de la casa de Esteban, esta vez no había nada al final del pasillo, sin embargo:

- No escucho ningún trueno

Esteban pensó que tal vez de repente estaba soñando, y teniendo una pesadilla por aquella tormenta, se oían las gotas de lluvia caer, aquella lluvia parecía no tener fin. Por fin Esteban logro llegar a su habitación, y sin ver nada, se acostó en su cama, decidido a dormir. Se tapo con sus sabanas hasta la cabeza. Esteban recordó aquellos chistes que decían que cuando uno tenia miedo se llegaba uno a tapar todo, como si la sabana lo fuera a proteger de lo que sea que hubiera afuera. Esteban se rio para sus adentros, y se recriminaba el estar actuando como un niño con miedo.

- Me siento como un estúpido

Diciendo esto se quito la sabana de la cara y vio hacia el fondo de su habitación justo en el momento en que un relámpago iluminaba la habitación. De nuevo la luz hizo que por un instante viera a una persona parada a los pies de su cama. El miedo se apodero de Esteban mientras su corazón se aceleraba mas y mas. De nuevo se tapo la cara con las sabanas, pensando en que podría estar pasando.

 - Debe ser tan solo mi imaginación.

De nuevo se destapo, y volvió a ver los pies de su cama, y no vio a nadie, a lo lejos, se escucho un trueno, sin embargo esta vez no se vio ningún resplandor en aquella habitación.

La lluvia poco a poco dejo de caer, y se escuchaba una pequeña llovizna, Esteban se destapo por completo y se sentó en su cama, se reía de si mismo, y de sus miedos tan infantiles. De repente un relámpago ilumino la habitación, y la persona que tanto atormentaba a Esteban se encontraba a la par de el. Esteban lo vio, con el resplandor del relámpago que parecía eterno. En ese momento, aquella tormenta termino, y el silencio de la noche envolvió aquel lugar.

 


Tags: Miedo, historia

Publicado por vaap2099 @ 23:49
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por vaap2099
Domingo, 05 de julio de 2009 | 23:51
Bueno, aqui les va mi primera historia de terror, espero que les guste, y espero leer opiniones, aunque veo que hay que estar registrado para opinar en este blog, y eso sera un problema.